Reseña de “La cara oculta del estado”

Título: “La cara oculta del estado. Historia crítica de los Servicios Secretos españoles”

Autor: Fernando José Muniesa

Editorial: Editorial Actas, 2020. 562 págs.

Los servicios secretos españoles obtuvieron carta de naturaleza oficial en marzo 1972, cuando aflora el SECED (Servicio Central de Documentación) con organización, misiones, medios y prácticas estructuradas; aunque en septiembre de 1968 ya comenzara a operar un antecedente encubierto bajo la sigla OCN (Organización Contrasubversiva Nacional). Desde entonces, y más allá de lo que han sido no pocas revelaciones sobre sucesos concretos y crónicas periodísticas puntuales, nadie, hasta ahora, había abordado la difícil tarea de relatar su historia crítica en una versión de conjunto, y por tanto con un alcance más analítico y profundo.

Una perspectiva que, frente a la consideración de hechos aislados, pone en valor una realidad institucional y vital mucho más cierta y, desde luego, a veces sobrecogedora.

Este es un libro sin duda alguna audaz, objetivo y en extremo documentado, que no dejará a nadie indiferente, ofreciendo una versión genuina y desmitificadora del aparato secreto del Estado, muy alejada del halo de misticismo heroico con el que a menudo lo envuelve su propia organización interna. Y con ejemplos concretos de operaciones —algunas ciertamente escandalosas– que ponen de relieve la praxis de cada momento histórico y la personalidad de todos sus máximos responsables.

Acompañando la narración de los hechos con la pura anécdota, el libro alcanza también de forma inevitable los desenfoques y despropósitos que la ahora llamada Inteligencia del Estado ha venido protagonizando desde su misma creación. Un capítulo de deficiencias funcionales en el que destacan lo que el autor define como «los tres grandes hitos de la inseguridad nacional», desarrollados con un enfoque más analítico y justo como ejemplo de las acciones y omisiones más críticas de los servicios secretos, sobrevenidos, cada uno de ellos, bajo sus tres denominaciones sucesivas (SECED, CESID y CNI). Se trata, concretamente, del magnicidio del presidente Carrero Blanco, el golpe del 23F y los atentados del 11M.

Como también reconoce el autor, los lectores no encontrarán en esas páginas la revelación absoluta de lo acontecido en cada caso, pero sí datos y hechos poco conocidos que desde luego permiten entenderlos mejor, y con derivas sorprendentes. Así podrán crearse una opinión más documentada en torno a la tesis titular del ensayo: mostrar los servicios secretos como un poder oculto del Estado, que a veces lo esquiva con tentaciones usurpadoras, tratando incluso de prevalecer como un Estado ilegítimo incrustado en el Estado legítimo.

Porque poder obtener, analizar y filtrar información de gran valor para la toma de decisiones operativas, tácticas y estratégicas, tanto en el ámbito político como en el económico, e incluso en el social, actividad propia de los servicios secretos, hace que a menudo planeen sobre ella intereses no legítimos.

La cara oculta del Estado es, finalmente, un libro basado en experiencias y conocimientos directos, que permite al interesado entender mejor la realidad histórica y funcional de nuestro sistema de seguridad nacional.

Top