Ideas y Debate

Iconoclastia

Iconoclastia

Las turbas iconoclastas que hemos contemplando abriendo los telediarios, reflejan el auto-odio de una civilización que necesita borrar su memoria histórica para evitar enfrentarse a su identidad. Somos sabedores que las esculturas pueden representar lo bueno y lo malo, pero esa es nuestra historia y las imágenes nos la descubren para aprender de ella.

La nueva “anormalidad”

La democracia se ha transformado, como no podía ser de otra forma, en el gobierno de los mediocres. Estamos en manos de medianías que nos dan a elegir entre la ruina a la europea (intervención) o a la ruina a la bolivariana (intervención). Escojan ustedes qué nueva “anormalidad” prefieren.

¡¡¡Culpables!!! Cronología de un despropósito (I parte)

Tarde y mal. De esta guisa reaccionaron Pedro Sánchez y su Gobierno de ineptas e ineptos, ante la crisis del coronavirus. El que hasta ese momento había sido indiscutible “rey del postureo”, identificando en todo momento la responsabilidad de “gobernar” con un mero y narcisista “figurar”, se topó de bruces con una “bomba de relojería” en forma de epidemia

El racionalismo represivo o la lógica del terror

El comunismo como tal, el marxismo-leninismo o quinta generación de izquierda (el maoísmo es la sexta generación) no actúa en el presente, y menos en la España del Régimen autonómico del 78 que se diseñó, entre otras cosas, precisamente contra el comunismo, pues se aupó a la socialdemocracia más procapitalista y globalista (Partido Socialista Obrero Español) y al secesionismo separatista (legalización de ERC, CiU, PNV, Herri Batasuna, Partido Andalucista)

Kissinger y el canto de cisne

Kissinger propone que se salvaguarden «los principios del orden mundial liberal», esto es, volver a los días que nunca volverán, puesto que él mismo lo reconoce: «La realidad es que el mundo nunca será el mismo después del coronavirus». Por tanto, ese capitalismo liberal que con el derrumbe del Imperio Soviético impuso su indiscutible hegemonía hasta al menos la crisis financiera de 2008, se manifiesta en las palabras de Kissinger en forma de testamento

Top